Eyaculación femenina mito o realidad

Eyaculación femenina o squirting se usa para describir el líquido expulsado por algunas mujeres durante el orgasmo, quieres conocer mas

Indice

La  eyaculación femenina se refiere a la expulsión o emisión de semen a través del pene durante el orgasmo, por lo que se consideró una condición inherente al hombre, entonces ¿es verdadera la eyaculación femenina?

La eyaculación femenina o squirting es una novedad para muchas,  sobre todo a raíz de los vídeos de porno comercial que trata de resaltarlo, creando interrogante entre muchas mujeres.

Tal es su auge que el gobierno británico ha amenazado con prohibir la distribución de vídeos, que lo que hacen es  confundir, presentando la eyaculación femenina con la expulsión  de orina.

La eyaculación femenina y el  Squirting a menudo se usan indistintamente, pero existe cierta controversia sobre si son o no dos funciones distintas, muchos expertos se inclinan hacia la creencia de que lo son

Está más que claro que la anatomía genital de la mujer es totalmente diferente a la del hombre aunque tenga algunos puntos de comparación.

eyaculación femenina o squirting

Eyaculación femenina

Se piensa que las glándulas de Skene son capaces de expulsar un líquido transparente durante el orgasmo  a veces con cierta fuerza y cantidad, este líquido tiene una composición parecida al líquido generado en los hombres por la próstata.

A pesar que  todas las  mujeres poseen  dichas glándulas no todas son capaces de lograr la eyaculación.

Mucho se ha especulado si los fluidos explosivos expulsado por estas mujeres es orina.

En un estudio realizado al fluido producido por mujeres que tienen squirting  mostraron que, al menos en dos de las mujeres, los químicos presentes eran los mismos que en la orina que en los expulsados durante el orgasmo.

Otras cinco mujeres presentaron antígeno prostático específico (APS) en las muestras de fluido expulsado, una enzima no detectada en la muestra de orina inicial.

Los hombres producen APS en la eyaculación, y su función es ayudar a nadar a los espermas. En las mujeres, el APS se produce en las glándulas de Skene.

Barry Komisaruk, médico de la Universidad de Rutgers, opina que “este estudio presenta evidencia convincente de que el squirting en las mujeres es químicamente similar a la orina, y que también contiene pequeñas cantidades de APS, presente en la eyaculación masculina y femenina.”

Como es la eyaculación femenina

  • Líquido que se cree que proviene de la glándula de Skene, a menudo conocida como la «próstata femenina», cerca de la uretra
  • Tiende a ser un volumen más pequeño de líquido (hasta una cucharada)
  • Fluido viscoso y blanquecino
  • Contiene altos niveles de fosfatasa ácida prostática, antígeno específico prostático, glucosa y fructosa, pero niveles bajos de urea y creatinina (a menudo similar a la eyaculación masculina sin los espermatozoides)

¿Pueden todas las mujeres eyacular?

La eyaculación femenina es aún un debate, muchos científicos dicen que la mujer no la puede tener

Si bien se estima que del 10% al 50% de las mujeres eyaculan, algunos expertos creen que cada mujer tiene la capacidad de eyacular, mientras que otros creen que depende de la anatomía de la persona y no todos pueden hacerlo, sin importar cuánto lo intenten.

Todavía se desconoce exactamente qué desencadena la eyaculación femenina, pero se cree que tiene que ver con la estimulación del clítoris y el punto G.

El clítoris es una protuberancia pequeña cubierto por una capucha de piel, en la parte superior de la vulva, por encima de la uretra. En el interior, el clítoris tiene dos «patas» que corren por cada lado de la vulva, dándole una forma de herradura. Su único propósito conocido es proporcionar placer y es donde la mujer siente la mayor satisfacción sexual.

El punto G es más difícil de definir. Los expertos no están seguros de si es una «parte» anatómica real o simplemente un área sensible dentro de la vagina.

Para encontrar el punto G, usted o su pareja pueden insertar un dedo unos centímetros en la vagina, con la palma hacia arriba y hacer un movimiento de rizo de «ven aquí», o usar un juguete sexual que esté destinado a estimular esa área. Para algunas personas es placentero, para otras no se siente como nada especial.

Un estudio sugiere que el punto G puede ser una estimulación de la raíz del clítoris a través de la vagina en lugar de parte de la vagina en sí.

La eyaculación se asocia con el orgasmo, especialmente cuando se realiza mediante la estimulación del clítoris y el punto G, pero algunas mujeres informan que experimentan eyaculación por excitación sexual y estimulación sin orgasmo.

En resumen, hay teorías, pero nadie está seguro de que causa la eyaculación en mujeres, y los estudios son contradictorios y no concluyentes.

Donde hay consenso es que es normal que las mujeres eyaculen y es normal si no lo hacen también. Ninguno de los dos se considera mejor o peor y no eyacular no es una indicación de sexo insatisfactorio.

Eyaculación Femenina quieres intentarla?

Es importante que sepas que eyacular o no, no significa mejor o peor sexo.

Pero hay algunos consejos para probar si deseas hacer el intento.

Primero, coloca una toalla. Si sale un chorro podrías mojar todo.

Relajate

Comenzar por hacerlo solo es a menudo una buena opción porque te permite explorar sin sentirte presionada o inhibida, así que la masturbación es la mejor forma.

Prepara el ambiente de cualquier manera que funcione para ti. Eso podría incluir encender velas, atenuar las luces, poner música y crear un espacio relajante. También podría explorar material erótico.

Lo que sea que te ponga en la mentalidad para el sexo en solitario o en pareja si decides que te acompañen.

Comienza a explorar

Para tener una eyaculación femenina, Ya sea solo o con una pareja, los juegos previos son clave. Permita que la excitación se acumule a la máxima expresión y no intente el gran evento hasta que esté muy pero muy excitada. 

Encuentra el punto G

La estimulación del punto G se puede hacer de varias maneras.

Puede usar su mano (o su pareja puede usar la suya) insertando un dedo o dedos en la palma de la vagina hacia arriba y haciendo un movimiento de «ven aquí». Conoce algunas técnicas de masturbación

Puedes usar juguetes sexuales diseñados para estimular el punto G. Algunos juguetes están hechos para estimular el punto G y el clítoris al mismo tiempo.

Para el sexo vaginal con penetración en pareja, puede encontrar una posición que ejerza presión sobre el punto G, como «estilo perrito» (entrada desde atrás).

Explora tus zonas erógenas

Intente estimular el clítoris al mismo tiempo que el punto G, ya sea con los dedos o con un juguete. Puede hacer esto solo o con una pareja como te dije anteriormente, durante la estimulación manual o durante el sexo con penetración.

Para el sexo en pareja, intente que su pareja acaricie su punto G con la mano mientras estimula su clítoris con la boca.

La vulva no es la única parte del cuerpo que puede provocar una respuesta sexual a partir de la estimulación. Explora otras partes de tu cuerpo, literalmente de la cabeza hasta los dedos de los pies. Vea lo que le gusta haber tocado (o besado o lamiendo).

Apóyate en la sensación

No te preocupes si sientes que tienes que orinar. La eyaculación es diferente a orinar, pero puede sentirse como si necesitara orinar antes de chorrear. Ceda a la sensación y deje que suceda en lugar de contención.

Algunas personas encuentran que se sienten mejor vaciando su vejiga antes de tener relaciones sexuales para que sepan que la necesidad que sienten es eyacular, no de orinar.

Sigue intentándolo

No trates de forzarlo, deja que suceda orgánicamente. Si no sucede la primera vez que lo intentas, sigue intentándolo. Pruebe diferentes tácticas, tomando nota de lo que funciona bien para usted y lo que no.

Conclusiones.

Si bien puede ser divertido intentarlo, no se sienta mal si no ocurre el la eyaculación. Según las estimaciones actuales, la mayoría de las mujeres no eyaculan. El hecho de que una persona eyacule o no,  no afecta tú capacidad para tener una vida sexual satisfactoria.

La eyaculación femenina tiende a mistificarse o a interpretarse como un mito, al presentarse en unas mujeres y otras  no, hace dudarlo, además el orgasmo femenino no está vinculado con la eyaculación como en el hombre, siempre he pensado que la comparación entre el hombre y la mujer no siempre es factible y no debe ser la idea.

Las glándulas skene producen  secreción y no necesariamente coincidente con el orgasmo, la sexualidad femenina es un tema fascinante que tal vez nunca terminemos de conocerlo.

Compartir:
Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Últimos artículos
Categorías
Recibe nuestras novedades
Suscribete a nuestro Newsletter

Recibirás artículos para la mujer todas las semanas GRATIS

Lo Último
Últimos artículos

Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web.